Eres un radical

Ser vegano es algo que siempre genera conversación allá donde vaya.

En el momento en el qué una persona se entera de que has decidido dejar de comer animales, se ve con el derecho (en la mayoría de casos) de hacerte juicios morales del estilo:

– «No sabes lo que te pierdes»

– «No sirve de nada»

«Eres un radical» 

Esta última es la que más me gusta de lejos.

Si decidir no participar más en el sufrimiento animal y la destrucción del planeta causada por la industria más contaminante del mundo es ser un radical… me declaro culpable.

A veces respondo con una pregunta: ¿Radical… por qué?

Y la respuesta es del tipo: «Porque estás restringiendo mucho tu dieta, es algo extremo»

Paréntesis.

La mayoría de la gente que me dice eso come menos de 15 alimentos distintos en su día a día. Normalmente comen pollo 5 veces a la semana, ternera 3 o 4, legumbres 1 vez al año y frutas y verduras cuando hay luna llena.

Ajá. Así que soy yo el que restringe muchos alimentos. De acuerdo.

Tal vez te sientas identificado/a si ya sigues una dieta vegetariana o vegana. Si te lo estás planteando, te adelanto el camino, hay gente que va muy de lista con la alimentación.

Pero eso no debe frenarte a querer mejorar tu salud, comer acorde a tus valores y proteger el medio ambiente, ya que todo eso está en tus manos y depende de lo que decidas poner en tu plato.

Hay muchos más discursos que escucharás, a la gente le gusta mucho opinar sobre lo ajeno con tal de no cambiar sus hábitos. Otras perlas que escucharás son:

– «Te van a faltar proteínas»
Mito.

– «Vas a tener problemas de salud por ser vegano»
Mito.

– «¿Y si estuvieras en una isla desierta donde solo hay animales, te los comerías?
Tontería.

Etcétera.

De como dar respuesta a estos seres, bajo la evidencia científica, con datos reales y muchos consejos, hablo en mi programa Veggievoluciona tu alimentación.

Se lo ofrezco a mis suscriptores, además de darles montones de información, relatos e historias gratis.

Gratis los mails,  el curso es de pago 🙂

Pero la suscripción a mi lista de correo es tan gratis que además, por suscribirte, recibes de regalo un ebook con los errores más comunes que debes evitar al seguir una dieta vegetariana y que a mí me habrían ahorrado unos cuantos quebraderos de cabeza en su día.

Bien...

Si has llegado hasta aquí es porque tal vez te gusta lo que escribo, así que para seguir leyéndome, puedes dejar aquí tu email y yo me encargo del resto.

IMPORTANTE: Envío emails A MENUDO y EN CADA CORREO ofrezco mis productos y servicios. Si eso supone un problema para ti, mejor no te suscribas.

>